jueves, febrero 28, 2013

Victor Manuel

"No sabemos quién descubrió el agua, pero sabemos que no fueron los peces." Marshall Mc Luhan. ¿Te has dado cuenta del sistema en que vives?


El cantautor Víctor Manuel (España 1947), estrena nuevo disco en el que se edita la canción “El club de la Mujeres Muertas”, cuyos derechos de autor serán donados a una asociación de mujeres maltratadas.


Casado con la también cantante y actriz, Ana Belén, juntos han protagonizado múltiples actos de solidaridad por los más desfavorecidos, o en protestas colectivas como ocurriera en abril de 2003, en que formaron parte del amplio elenco de artistas que protestaron por la guerra de Irak. Desde esta visión solidaria de la vida, y del significado del progreso, Víctor Manuel muestra sus señas de identidad, hermanándose con las mujeres afectadas por el maltrato masculino.




¿Cuál consideras que es el origen del problema de los malos tratos?

Creo que es fundamentalmente un problema de educación, hace poco  explotó un caso de abuso a menores (el alcalde de Toques en Galicia fue denunciado por abuso sexual a una menor), y hay gente que disculpa públicamente el hecho de que un señor de sesenta años, pueda acosar a una niña de dieciséis como una cosa humana, y cuando hoy esto me da la sensación de que estoy en el túnel del tiempo en pleno paleolítico y no, ocurre en Galicia en un entorno desarrollado.

¿Qué opinas del hecho de que se vea como una hazaña el que el padre de Julio Iglesias (Julio Iglesias Puga), vaya a tener un hijo con más de ochenta años?

Eso entra dentro del reino de la estupidez, a los que les parece algo importante el que un hombre tan mayor pueda tener un hijo, y que no se considere el hecho de que ese niño no tendrá padre. Al menos no uno con el qué compartir, aprender, y desarrollarse. Y ocurre porque no se detienen a pensar en otras cosas. Lo que uno espera de los poderes públicos es que sean ejemplares, que cuando hablen den ejemplo, de vida, de lo que se debe o no se debe hacer. Y eso no lo recibimos de ellos.

También ocurre que a veces surgen casos que rompen un proceso largo de sensibilización, en el que intervenimos todos, aunque debo reconocer que la sociedad ha avanzado mucho y creo que es mucho mejor que la de hace cuarenta años, sin embargo deberíamos estar en otro orden de cosas. Cuando hay el triple de muertes por malos tratos que por terrorismo, y que no hay más, porque al menos en el caso de España, hay casas de acogida, que si no habría más, significa que estamos frente a una situación terrible y hay que hablar de esta realidad.

¿Es la cultura hispana, la cultura del maltrato?

Sí, en muchos sentidos sí, en el fondo volvemos al mismo punto de partida, que es la educación. La educación no es solo ir al colegio, es también un proceso en el que el hombre aprende a integrarse con su realidad de forma optima. Nosotros hemos crecido con muchas carencias, por el estilo de vida de nuestros mayores, pero hace miles de años, los hombres nos comíamos los unos a los otros y aun así evolucionamos. Quiero decir que hay cosas que saltan a la vista, no es posible que en pleno 2004, las personas resuelvan sus problemas sentimentales con un cuchillo. Eso significa que en ese sentido no hemos avanzado nada desde la prehistoria. Eso hay que extirparlo, nadie puede disponer de la vida de otro.

¿El desarrollo social pasa por el desarrollo emocional?

Sí, por supuesto, y pasa por una cuestión de aprendizaje del significado que tiene en sí misma la persona que tenemos al lado.  Hay que revisar el sentido del poder en las relaciones de pareja, y sobre todo como se maneja ese poder. Ahí interviene mucho la cuestión económica, hasta el punto de que si las mujeres fuesen más independientes económicamente, habría muchos más hombres abandonados. Muchas veces lastran esas relaciones, por una cuestión de dependencia económica, y muchas veces no ya por una cuestión económica, sino por puro desenamoramiento, o porque se acabó la relación. También los hombres nos mostramos perplejos frente a esta realidad en que las mujeres avanzan cada día más, y son mejores que nosotros los hombres, y que nos hacen sentir inferiores, cuando en realidad de lo que se trata es de aprender a relacionarnos de otra manera y exigir y esperar una mujer inteligente y evolucionada a nuestro lado.

¿Es todo culpa de los hombres o también la mujer es responsable de su situación en las relaciones con los hombres?

Muchas veces las decisiones que se toman en la pareja, tienen que ver con la realidad dentro de la pareja, como lo es la cuestión económica. La mujer no hace algo porque teme que el marido tome venganza, y también por una cuestión de formación, la gente no puede hacer algo si no lo sabe, o si no sabe que puede, y esto es una realidad que supera a la inteligencia y a las cuestiones obvias. Cada quien tiene su personalidad, y por supuesto su realidad, en ese sentido también intervienen la fuerza y el interés que se ponga en la solución de los problemas. Es decir, hay que esperar a la igualdad de la mujer en términos materiales y educativos para que la realidad se pueda definir mejor.

SEMBLANZA DEL ARTISTA

Victor Manuel, cantante, compositor y productor cinematográfico, nació en Mieres del Campo, Asturias (España), el 7 de julio de 1947. 
Después de cursar sus primeros estudios, Víctor Manuel se aficionó al fútbol participando como jugador en varios equipos locales. 
Empieza a tocar la armónica en los años 60, componiendo por primera vez temas en los que estaba muy influido por las canciones de Leny Escudero. 



En 1962, debuta en el Cine Capitol de Mieres en un concurso de aficionados. Poco después se integraba en un cuarteto de baile que se llamó San José y la Orquesta Bossa Nova, que tocaba por los pueblos cercanos a su localidad. En 1964 llega a la capital de España, para participar en diversos concursos radiofónicos. En 1966 logra grabar una canción de Fina Calderón que se llama precisamente "Primer disco".

En 1968, ya con canciones originales suyas, Víctor Manuel se hace popular con "El tren de madera" y "El abuelo Víctor". Después se produce un cambio total hacia canciones sentimentales como "Canción para Pilar", dedicada a su mujer Ana Belén ( cuyo nombre es Pilar Cuesta), o temas de contenido social. Conoce a Ana Belén, y juntos ruedan las películas "Morbo" y "Al diablo con amor", de Gonzalo Suárez. Por otra parte, en Madrid conoció a gente del exilio y en 1974 era miembro de la Junta Democrática y del Partido Comunista de España (PCE). Su época de febril militancia fue entre 1973 y 1977. En 1979 cantó con gran éxito en Moscú.

En adelante ha tenido una fructífera carrera artística, en la que ha colaborado, con artistas como Miguel Rios, Joan Manuel serrat, Juan Echanove, Joaquín Sabina o Pablo milanés entre otros.